18 nov. 2012

En resumen:


Ya no doy más. No puedo más. Parecen de esos días en donde el universo prácticamente te odia. Donde los cosmos no están alineados armoniosamente. Capas soy la persona más frágil en estos momentos que está oliendo el color de tus ojos, pero también, capas soy la persona más fuerte, porque aún sigo con una sonrisa en el rostro, sea mínima, sonrió. Admito que me gustaría sonreír por felicidad, llorar por felicidad, por recuerdos bonitos que dejaron un legado infinito, pero se evapora absolutamente todo con el dolor. Y es un dolor que consume. ¿Y si existiera una poción? No quiero veneno, no del tuyo (ignorancia), ni del mío (olvido), Mis actos y palabras por ahí fuera de lugar, demuestran que sigo enamorada de vos, hasta las trancas, hoy. Me contaron muchas cosas sobre esto, hace años atrás, hace semanas, ayer, minutos antes; y solo quiero enterrarme ese “Nos dejó libres” , para que deje de doler, y aceptar que es así; y que fuiste una historia llena de tatuajes, sumisa, inocente, ingrata, de cosas inimaginables, de temporales, de sueños, completamente dolorosa y hermosa. Un amor de esos que ya no están, que no se ven muy seguido por la calle y que hacen falta hoy hasta para compartir una taza de café. Si me vas a romper el corazón, rómpelo completo. Que lindo para mi alma es escuchar tu voz en momentos como este Brandon Boyd.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

almas